Superar cualquier dolor y ser mas fuerte. Lo mejor está por venir. | Mhoni Vidente - Horoscopos y Predicciones
Publicidad

Mhoni Vidente News

Blog

Superar cualquier dolor y ser mas fuerte. Lo mejor está por venir.


Todos alguna vez hemos pasado por una terrible situación emocional por un problema familiar, sentimental, laboral, etc. Cuando estamos involucrados en un problema “difícil” vemos todo desde un punto de visto un poco más dramático de lo que puede verlo cualquier otra persona externa.

El dolor emocional que podemos llegar a sentir puede impedirnos de continuar con nuestras metas y sueños y nos quedamos estancados en ese conflicto. Para poder superarlo, es importante que pongas en práctica estos 12 tips:

1. Toma todo lo que enfrentes con gracia

“Todo aquello en lo que estás en contra te debilita. Todo aquello en lo que estás a favor, te empodera”. Wayne Dyer

Deja ir todos esos sentimientos de enojo, aversión o frustración que puedas tener contra ti mismo, tu dolor emocional, o tu realidad actual. No te resistas a nada. Toma todo lo que enfrentes con gracia. Ríndete a lo que es. Acepta lo que estás pasando, todos tus pensamientos, emociones, y frustraciones. Acepta tu dolor emocional como si lo hubieses escogido.

2. Date tiempo

El quitar la oscuridad de nuestras mentes y corazones toma tiempo. El aceptar la presencia del dolor emocional en nuestras vidas toma tiempo. Así que, date tiempo. Tiempo para descansar, tiempo para sanar, y tiempo para recuperarte por completo. Sé gentil contigo mismo, y confía en que todo lo que pasa exactamente como debe pasar.

3. Deja ir el control

“Hay un tiempo para adelantarse, y un tiempo para atrasarse; un tiempo para moverse, y un tiempo para descansar; un tiempo para ser vigoroso, y un tiempo para estar exhausto; un tiempo para estar a salvo y un tiempo para estar en peligro. El maestro ve las cosas como son, sin tratar de controlarlas. Permite que pasen en su propia manera, y reside en el centro del círculo.” Lao Tzu, Tao Te Ching.

Por favor abstente de comentarios del tipo: “me he sentido así por demasiado tiempo. Debería estar bien a estas alturas. ¿Por qué se demora tanto en irse el dolor?” entre otros. Deja que las cosas sigan su curso natural. Permítete sanar a tu propio ritmo. Deja la necesidad de controlar el proceso de sanación. Deja ir la necesidad de apurar de recuperación.

4. Sufre conscientemente

Observa tu dolor emocional, tu angustia y tus frustraciones. Observa el flujo constant de pensamientos negativos que pasan por tu mente. Las terribles historias que siguen alimentando tu dolor, pero elige no identificarte con ellas. Mírate a ti mismo como aquel que está observando todo el dolor emocional y el malestar. Pero no dejes que el dolor se haga parte de quién eres. No lo conviertas en tu historia de vida personal. No lo hagas tuyo.

“Sufrir conscientemente es cuando sientes, te das cuenta, y aceptas el sufrimiento. Deja de ser sufrimiento si es solo dolor. Para estar sufriendo debes tener un yo infeliz, con una historia, y un mundo que te está causando esto.” Eckhart Tolle.

5. Aleja tu dolor amándolo

A nadie le gusta estar en presencia del dolor. Todos queremos deshacernos de él. Escaparnos lo más lejos posible de él. Pero hay veces en que el dolor exige nuestra presencia, nuestras atención y nuestra concentración. Hay veces en donde el dolor exige ser sentido. Así que tómate el tiempo de conocer tu dolor emocional. De nutrirlo, de comprenderlo. No maldigas tu dolor. Ama tu dolor, y este se irá.

“La oscuridad no puede luchar contra la oscuridad; solo la luz puede hacer eso. El odio no alejará el odio; solo el amor puede hacer eso.” Martin Luther King,

6. Dale tiempo, tiempo

“El tiempo sana casi cualquier cosa. Dale tiempo, tiempo.” Regina Brett
El alejar la oscuridad de nuestras mentes y nuestros corazones toma tiempo. El sanar nuestras heridas y aceptar la presencia del dolor emocional en nuestras vidas toma tiempo. Así que dale tiempo, tiempo.

7. Pasa tiempo a solas contigo mismo

Cuando amas a alguien, pasas tiempo a solas con esa persona, tiempo de calidad. Y en los momentos difíciles de nuestras vidas, cuando el dolor está presente en nuestros corazones y en nuestras mentes, pasar tiempo a solas con nosotros mismos es uno de los mejores regalos que podemos hacernos a nosotros mismos.

Tómate un tiempo para estar a solas contigo mismo. Para reconocer, amar y apreciar las partes bellas de ti mismo. Para amarte, y conocerte. Para descansar, para tener un tiempo de sanar y de recuperarte por completo de todo lo que estás pasando.

“Tu luz es visible, tu corazón es conocido, tu alma es apreciada por más personas de las que imagines. Si supieras a cuantas personas haz tocado de formas maravillosas sin darte cuenta, estarías sorprendido. Si supieras cuantas personas sienten tanto por ti, estarías impactado. Eres mucho más maravilloso de lo que crees. Descansa en eso. Descansa con facilidad en eso. Respira una vez más. Estás bien. Más que bien. Mejor que bien. Estás excelente. Así que relájate. Y ámate a tí mismo hoy.” Neale Donald Walsch

8. Busca ayuda y apoyo

“Rodéate de las personas que te hacen feliz. De las personas que te hacen reír, que te ayudan cuando los necesitan. De las personas a quién en realidad les importas. Estas son las únicas que vale la pena mantener en nuestras vidas. Todo el resto solo pasan.” Karl Marx (compositor)

Busca ayuda y apoyo emocional de aquellos que amas y en quién confías. Rodéate de personas felices y positivas. Personas que te puedan hacer reír, que te puedan hacer ver lo bella que es la vida, y que te puedan mostrar que siempre hay algo para ansiar.

9. Deja que la naturaleza te sane y te consuele

“Uno debe estar solo, bajo el cielo, antes de que todo esté en su lugar, y uno pueda encontrar su propio lugar en el medio de todo. Debemos tener la humildad para darnos cuenta de que somos parte de la naturaleza.” Thomas Merton
Pasa más tiempo afuera, y busca en la naturaleza evidencia del deterioro, la destrucción y la muerte. De un nuevo nacimiento, rejuvenecimiento y renovación. Y recuerda que tú también eres parte de la naturaleza. Deja que la naturaleza sea una sabia amiga, profesora y compañera. Deja que la naturaleza te sane y te consuele. Que te enseñe más acerca del infinito círculo de la vida. Acerca del nacimiento, de la vida, la muerte, en renacimiento y acerca de ti mismo.

10. No reclames nada como tuyo

Ama todas las cosas, pero no te aferres a ninguna. Haz tu paz con la idea de que nada en esta vida dura para siempre, de que nada te pertenece. Vive cada día como su fuera el último. Cada momento como su fuese tu único momento. Toma lo mejor de cada cosa que la vida te da, y no pierdas tiempo discutiendo en contra de lo que es.

“La mayoría de nuestros problemas se deben a nuestro apasionado deseo de aferrarnos a cosas a las que mal entendemos como entidades duraderas.” Dalai Lama
“Una persona que vive momento a momento, que se mantiene muriendo al pasado, nunca se aferra a nada. El aferrarse viene de un pasado acumulado. Si puedes mantenerte libre del pasado en cada momento, siempre estarás fresco, joven, recién nacido. Palpitas con la vida, y este pulso te da inmortalidad. Eres inmortal, solo que no te das cuenta de esto.” Osho.

11. Transforma tus palabras en sabiduría

Cada experiencia que pasa por tu camino, viene hacia ti por algún motivo. Busca el saber el motivo. Busca aprender de cada experiencia dolorosa y cada interacción dolorosa que la vida te envíe. Sé un alquimista. Transforma tus heridas en sabiduría y tus dificultades en oportunidades. Deja que tu dolor te haga mejor, no más amargado

“Fuera del desorden, encuentra simpleza. De la discordia, encuentra harmonía. En medio de la dificultad yace la oportunidad.” Albert Einstein

12. No hay mal que dure cien años

Si sigues vivo, si sigues respirando, significa que todavía tienes mucha vida para vivir. Muchos lugares donde ir, muchas cosas nuevas y excitantes para hacer, para aprender y para amar. Así que guarda la compostura. Sacúdete el polvo y comienza todo de nuevo. Comienza a reconstruir tu vida, y hazla ridículamente increíble. No dejes que las experiencias malas y dolorosas te hagan sentir que has tenido una vida mala y dolorosa. No dejes de un día lluvioso humedezca tu diversión. Nunca olvidas que el sol siempre brilla por sobre las nubes. Siempre está ahí arriba.

“Nuestras verdaderas bendiciones suelen aparecer frente a nosotros en la forma de dolor, pérdidas y decepciones; pero tengamos paciencia, y pronto podremos verlas en su figura real.” Joseph Addison

Publicidad
Haz un Comentario


Lo Mas Visto: